Domingo, 17 Noviembre 2019 23:26

No pudo con los Demonios

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)
Ignacio Siniuk (8) y la tapa sobre Juan Martín Reggi (9), en un pasaje del tercer cuarto, en el que Porteño selló la victoria ante Caza y Pesca. Ignacio Siniuk (8) y la tapa sobre Juan Martín Reggi (9), en un pasaje del tercer cuarto, en el que Porteño selló la victoria ante Caza y Pesca. Gentileza de Guillermo Pinelli

Tras un buen arranque local, Estudiantil Porteño le encontró la vuelta al partido y derrotó a Caza y Pesca 91-77, por la sexta fecha de la División Metropolitana del Torneo Federal. En los Demonios de Ramos Mejía, que marchan punteros e invictos, el tridente compuesto por  Ignacio Spagnuolo (22), Jorge Quercetti (19) y Alejo Toledo (18) marcó la diferencia en ataque. Juan Ignacio Bello (28) fue prácticamente la única opción de gol solvente del Tiburón, que sigue sin poder ganar en su casa.

Cuando Porteño le tomó la mano al partido, se acabaron las chances de Caza y Pesca. En el partido en el que fue más claramente superado hasta el momento, el conjunto de Don Torcuato tuvo un buen primer cuarto, en el que logró usufructuar la contra, con un endiablado Juani Bello (11 puntos en ese período), pero con el correr de los minutos la visita encontró en la rotación de la banca la mejor opción para recuperarse y terminar venciendo sin oposición.

Pero el comienzo del encuentro fue de Daniel Bello y los suyos. Superados los primeros 3 minutos de juego, en el que no hubieron conversiones pero se jugó el partido que mejor le servía al local, llegó el mejor pasaje de la noche: A partir del buen trabajo de Franco "el Obrero" Casacchia (3) y Facundo Méndez (2) en el recobro del rebote defensivo, las contras conducidas y muchas veces ejecutadas por Juani Bello le dieron la ventaja. Estudiantil no acertaba desde la larga distancia, y sumaba intentos fallidos desde tercera dimensión, especialmente desde el eje de cancha sin fortuna. Y ante la falta de efectividad, el dueño de casa se cerraba cerca de la pintura y Gabriel Pires (10), que inquietó en las primeras acciones de la noche, no lograba sumar. Los cambios que impulsó Daniel Piputto para torcer el rumbo, lograron para la sangría, pero no lograron equilibrar el marcador, que favoreció al local 19-13. Las variantes introducidas por su DT le dieron otro andar al puntero, que empezó a encontrar los caminos al gol con mayor frecuencia. Jorge Quercetti, que arrancó jugando lejos del canasto pero con el correr de los minutos se hundió en la pintura e hizo estrago, fue uno de que le renovó la cara al visitante, que en las primeras posesiones se pudo abajo por la mínima (26-25). Ya Juani Bello no gravitaba tanto, e Ignacio Siniuk (8) se transformaba lentamente en una pesadilla para los perimetrales locales cuando enfilaban para el aro. Daniel Bello mandó a la cancha a Damián "Perri" Pérez (12) y Mariano Rabazano (11), que mantendrían el barco de la victoria a flote hasta el final del primer tiempo, que Spagnuolo, de discreta actuación hasta ese momento, se encargaría de empatar en 38.

Luego del entretiempo, que incluyó un espectáculo a cargo del instituto Artsitico Dantino y el indispensable viaje a la parrilla, llegó el quiebre del juego: los triples desde el eje de cancha, que no entraron en la primera etapa, comenzaron a ingresar en la segunda. Toledo clavó 2 para la primera ventaja de más de 3 puntos de la visita desde el arranque de la velada. Contestó Rabazano, pero al toque llegó la réplica de Spagnuolo, que estuvo tremendo de allí en más. La visita ajustó las clavijas en defensa, y secó la ofensiva del Tiburón, al tiempo que Quercetti empezaba a lastimar cerca del canasto, aparecían opciones de contragolpe y entraban los tiros de afuera. Caza y Pesca empezó a abusar de Juani Bello como única opción de gol. Pero como sucedió en un pasaje del match contra Pedro Echagüe, una cosa es Juani atacando en una contra o jugándose un uno contra uno luego de mover el balón, y otra cuando la defensa está armada y esperando la penetración del base, cuyos intentos fueron neutralizados. En 5 minutos Porteño se escapaba con un parcial de 16-6 y ya no soltaría la delantera. Siguieron 15 minutos de control del partido por parte de la visita, que hizo gala de todos sus recursos para seguir sumando, y el Tiburón buscando con mucho amor propio seguir en la lucha. Así fue durante lo que restaba del tercer acto y la primera mitad del capítulo final.. Fue allí que Porteño hilvanó un serie de jugadas que clausuraron el juego.

Caza y Pesca volverá a ser local ante Institución Sarmiento en la fecha 7, mientras que Porteño recibirá a Pedro Echagüe.

Síntesis

Caza y Pesca (77): Juan Ignacio Bello (28), Alan Koleff (5), Juan Martín Reggi (9), Felipe Bonfigli (0) y Franco "el Obrero" Casacchia (3) (FI). Damián "Perri" Pérez (12), Mariano Rabazano (11), Emiliano Bolgeri (7), Facundo Méndez (2), Alejo Weckl (-), Marcos Bustos (-) y Gaston Steck (-). DT: Daniel Bello.

Estudiantil Porteño (91): Juan Dameli (3), Ignacio Spagnuolo (22), Alejo Toledo (18), Guillermo Crespo (4) y Gabriel Pires (10) (FI). Jorge Quercetti (19), Ignacio Siniuk (8), Santino Di Domenico (4), David Alonzo (3), Bruno Moro (0), Manuel Damommio (0) y Julian Pagano (0). DT: Daniel Piputto.

Árbitros: Guillermo Grondona y Karina Baccarelli.
Estadio: Edgardo Michaud.
Parciales: 19-13 / 19-25 (38-38) / 18-27 (56-65) y 21-26 (76-91).
Foto: Guillermo Pinelli.
Fuente: Prensa Caza y Pesca.

Visto 93 veces