Jueves, 28 Diciembre 2017 15:16

Una Diablura más

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Las Diablas de Sportivo Pilar vencieron a Las Chinas de Capilla 57-46 en cancha de Derqui y son bicampeonas de LIDUES. Laura Villagrán (23) fue figura. El título fue dedicado a una Diabla que atraviesa un difícil momento personal.

 

 

 

Las Diablas cerraron la temporada 2017 reteniendo la corona en la Liga LIDUES y celebraron su segundo título consecutivo desde que volvieron a defender los colores de la Avenida.

La Primera División femenina de Sportivo se impuso en el tercer duelo en cancha neutral sobre Las Chinas de Honor y Patria por 57-46, para cerrar un año a puro festejos y emociones encontradas.

Es que la alegría por el objetivo logrado se mezcla con el difícil momento personal de una de sus integrantes, Marcela Reggiardo, que sufrió la pérdida de su marido en un accidente automovilístico el fin de semana.

Dentro de la cancha de Presidente Derqui, donde se disputó el desempate, la gran figura de la noche fue Laura Villagrán. La potencia y oficio de la pivote fue gravitante para ser goleadora con 23 unidades.

 

Achinados

 

El primer cuarto del partido desempate en cancha neutral desarrollado en Presidente Derqui mostró a Las Chinas tomando la iniciativa con su tridente habitual.

Sin poder contar con Verónica Guerra, las hermanas Laura y Natalia Escobar se unieron a Daniela Valdez para adelantar a Honor y Patria 16-12.

En el cierre de ese cuarto irrumpió Villagrán para que Las Diablas dieran vuelta el resultado. En el segundo acto, la pivote marcó 15 puntos del parcial 20-11 que revirtió el resultado y llevó a las pilarenses al entretiempo al frente 32-27.

En el tercero, fue todo cerrado y equilibrado. Valdez y un triple de Daniela Navarro sostenían a las Chinas, mientras Las Diablas sumaban con una bomba de Villagrán y un buen pasaje de Agüero.

La definición en el último cuarto tuvo a Soledad Migliardi protagonista, aportando 8 puntos seguidos, María Rosa Migliardi abrió el camino con un doble y Laura Villagrán llegó a sus 23.

Las Chinas, con un par de triples de Lorena Pereyra ya no pudieron torcer el rumbo y el festejo fue todo Rojo en la casa de Presidente.

 

La síntesis

 

Las Diablas 57 (2)

Cecilia Migliardi (5), Mariángeles Agüero (9), Yamila Cabello, Silvina Dalvano, Yanina Brignani, Soledad Migliardi (10), Camila Sánchez, Mirta Rufino (3), Laura Villagrán (23), Ivana Peressa, Rocío Cardozo y María Rosa Migliardi (5). DT: Gonzalo Michelini.

 

Las Chinas 45 (1)

Lorena Pereyra, Micaela Córdoba, Brenda Giménez, Vanina Alegre, Natalia Escobar, Daniela Valdez, Laura Escobar, Daniela Navarro, Verónica Guerra, Graciela Fernández, Elena Renouling y Fabiana Peralta. DT: Juan Pablo Montero.

 

Parciales: 12-16, 20-11 (32-27), 12-12 y 13-7.

 


“Nos merecemos este triunfo”

 

 

“Somos Campeonas y estamos felices por lograr este título! Nos merecemos este triunfo porque trabajamos duro para conseguirlo. Ponemos mucho esfuerzo, sacrificio para no faltar a entrenar sabiendo que cada una tiene familia, hijos, trabajo, nos comprometemos con el equipo y tiramos todas para el mismo lado”, destacó la capitana Diabla, Cecilia Migliardi.

“Somos muy unidas, hay mucho compañerismo y eso se nota a la hora de jugar y conseguir resultados. Se lo dedicamos especialmente a Marce, una Diabla que está atravesando un momento muy delicado, a nuestras familias que nos bancan, al club que nos dio un lugar y nos acompañan siempre, a la hinchada de Sportivo y al DT Gonza Michelini que seguirá con nosotras en 2018”, concluyó Ceci.

 

 

“Doble mérito”

 

“Con la llegada de Capilla a LIDUES, se hizo más competitivo. Es muy lindo y estoy muy contento porque el equipo que dirijo es un equipo más allá de lo deportivo”, destacó el DT campeón, Gonzalo Michelini.

“Se apoyan entre ellas, siempre están para dar una mano. Es más social que deportivo, para muchas ir al club es la excusa de hacer lo que les gusta y pasarla bien. Haber alcanzado el logro deportivo, es doble el mérito”, subrayó.

 

“Lo bueno del equipo es que no se dependió de una sola jugadora. Cada noche hubo una que se destacó. Es un equipo parejo y la ventaja que teníamos era que teníamos muchas variantes y todas estaban preparadas para entrar en cualquier momento del juego”, completó Gonza.

Visto 209 veces